ME CUESTIONO

Yo solo me cuestiono y me abofeteo por no saber cuanto tiempo tendré que pasar antes de poder descubrir y admirar una vida que no tenga precio, que no se venda, que no se entregue solo porque si…

Porque una vida que se vende es gris, sin tonalidades que le den brillo; en cambio, una vida que no se vende es como una joya recién pulida por la cual se filtran todas las tonalidades del color, como si fuera un arcoiris en cuyo final se encuentra el tesoro, según la leyenda…

Lo único que haré sera arrastrarme por las grietas de la creación hacia el corazón de la vida buscando su esencia…

¿Cuanto durará el tormento de descubrir capa tras capa? ¿Cuantos agujeros mas tendré que cavar?…

¿Cuanto tiempo mas ire a ciegas, desnudo, torpe, cubriendo mi cara?…

Viviré hincado, de rodillas, en cuclillas o sentado, sólo en la oscuridad teniendo solamente su luz como faro que me alumbre mi voluntario ostracismo…

Y así estaré, soportando integro y estoico…

Hasta que mi deslave emocional me sepulte…

Javier Peguero Reyes (Shaka).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.