Pasamos juntos. El sueño
lame nuestros pies qué dulce;
y todo se desplaza en pálidas
renunciaciones sin dulce.

Pasamos juntos. Las muertas
almas, las que, cual nosotros,
cruzaron por el amor,
con enfermos pasos ópalos,
salen en sus lutos rígidos
y se ondulan en nosotros.

Amada, vamos al borde
frágil de un montón de tierra.
Va en aceite ungida el ala,
y en pureza. Pero un golpe,
al caer yo no sé dónde,
afila de cada lágrima
un diente hostil.

Y un soldado, un gran soldado,
heridas por charreteras,
se anima en la tarde heroica,
y a sus pies muestra entre risas,
como una gualdrapa horrenda,
el cerebro de la Vida.

Pasamos juntos, muy juntos,
invicta Luz, paso enfermo;
pasamos juntos las lilas
mostazas de un cementerio.

This afternoon it rains as never before; and I
don´t feel like staying alive, heart.

This afternoon is sweet. Why shouldn´t it be?
It´s dressed in grace and sorrow, dressed like a woman.

This afternoon it´s raining in Lima. And I remember
the cruel caverns of my ingratitude;
my chunk of ice on her poppy,
harsher than her ´Don´t be like that.´

My violent black flowers; the savage
outrageous lashing out; and the glacial distance.
And the silence of her dignity will brand
the final period with blazing oil.

That´s why this afternoon, as never before, I walk
owl-like, with such a heart.

And others go by, and seeing me so sad,
they sense a little of you
in the craggy furrows of my deep misery.

This afternoon it rains and rains. And I
don´t feel like staying alive, heart.

I feel good. Now
a stoic cold radiates
within me.
This ruby-red rope that rasps
inside my body makes me
laugh.

Endless rope
like a
spiral
descending
from
evil…
Bloody, left-handed rope
formed by
a thousand daggers driven in.

So let it unravel, braiding
its bolts of funereal cloth,
and let it leash the trembling cat
to the frozen den,
the final hearth.

Now I am serene,
with light.
And on my Pacific
a shipwrecked coffin mews.

Hay ganas de volver, de amar, de no ausentarse,
y hay ganas de morir, combatido por dos
aguas encontradas que jamás han de istmarse.
Hay ganas: de un gran beso que amortaje a la Vida,
que acaba en el áfrica de una agonía ardiente,
suicida!
Hay ganas de… no tener ganas. Señor;
a ti yo te señalo. con el dedo deicida:
hay ganas de no haber tenido corazón.
La primavera vuelve, vuelve y se irá. Y Dios,
curvado en tiempo, se repite, y pasa:  pasa:
a cuestas con la espina dorsal del Universo.
Cuando, las sienes tocan su lúgubre tambor…
cuando me duele el sueño grabado en un puñal,
hay ganas de quedarse plantado en este verso!

There are blows in life so heavy… I don´t know!
Blows as if from the hatred of God; as if before them
the backwash of everything suffered
has welled up in the soul… I don´t know!

They are few, but they exist… they open dark gashes
in the most ferocious countenance and in the strongest back.
It may be they are the colts of savage Attilas,
or the black riders sent to us by Death.

They are the deep backslidings of the Christs of the soul,
away from some precious faith blasphemed by Destiny.
Those bloody blows are the cracklings
of a loaf that burns up before us at the oven door.

And man… poor thing… poor thing! He rolls his eyes,
as when we´re summoned by a clap on the shoulder.
He rolls his crazy eyes, and everything he´s lived through
wells up, like a pool of guilt, in that gaze.

There are blows in life so heavy… I don´t know!

Yo no sufro este dolor como César Vallejo. Yo no me duelo ahoracomo artista, como hombre ni como simple ser vivo siquiera. Yo no sufroeste dolor como católico, como mahometano ni como ateo. Hoysufro solamente. Si no me llamase César Vallejo, tambiénsufriría este mismo dolor. Si no fuese artista, tambiénlo sufriría. Si no fuese hombre ni ser vivo siquiera,también lo sufriría. Si no fuese católico, ateo nimahometano, también lo sufriría. Hoy sufro desdemás abajo. Hoy sufro solamente.

Me duelo ahora sin explicaciones. Mi dolor es tan hondo, que no tuvo yacausa ni carece de causa. ¿Qué sería su causa?¿Dónde está aquello tan importante, que dejase deser su causa? Nada es su causa; nada ha podido dejar de ser su causa.¿A qué ha nacido este dolor, por sí mismo? Midolor es del viento del norte y del viento del sur, como esos huevosneutros que algunas aves raras ponen del viento. Si hubiera muerto minovia, mi dolor sería igual. Si la vida fuese, en fin, de otromodo, mi dolor sería igual. Hoy sufro desde más arriba.Hoy sufro solamente.

Miro el dolor del hambriento y veo que su hambre anda tan lejos de misufrimiento, que de quedarme ayuno hasta morir, saldría siemprede mi tumba una brizna de yerba al menos. Lo mismo el enamorado.¡Qué sangre la suya más engendrada, para lamía sin fuente ni consumo!

Yo creía hasta ahora que todas las cosas del universo eran,inevitablemente, padres o hijos. Pero he aquí que mi dolor dehoy no es padre ni es hijo. Le falta espalda para anochecer, tanto comole sobra pecho para amanecer y si lo pusiesen en la estancia oscura, nodaría luz y si lo pusiesen en una estancia luminosa, noecharía sombra. Hoy sufro suceda lo que suceda. Hoy sufrosolamente.

Quiero escribir, pero me sale espuma,
quiero decir muchísimo y me atollo;
no hay cifra hablada que no sea suma,
no hay pirámide escrita, sin cogollo.

Quiero escribir, pero me siento puma;
quiero laurearme, pero me encebollo.
No hay toz hablada, que no llegue a bruma,
no hay dios ni hijo de dios, sin desarrollo.

Vámonos, pues, por eso, a comer yerba,
carne de llanto, fruta de gemido,
nuestra alma melancólica en conserva.

Vámonos! Vámonos! Estoy herido;
Vámonos a beber lo ya bebido,
vámonos, cuervo, a fecundar tu cuerva.

I will die in Paris, with hard dirty rain
one day I now remember.
I will die in Paris — and I don´t run —
maybe a Thursday, like today, in autumn.

Thurday, because today, Thursday, when I prose
these lines, I have forced my humeri on
unwilllingly and, never like today have I again,
with all my road, seen myself alone.

Cesar Vallejo is dead, they beat him
everyone, without him doing anything to them;
hey hit him hard with a stick and hard

likewise with a rope; witnesses are
the Thursdays and the humerus bones,
the loneliness , the rain, the roads…

Linda Regia! Tus venas son fermentos
de mi no ser antiguo y del champaña
negro de mi vivir!
Tu cabello es la ignota raicilla
del árbol de mi vid.
Tu cabello es la hilacha de una mitra
de ensueño que perdí!
Tu cuerpo es la espumante escaramuza
de un rosado jordán;
y ondea, como un látigo beatifico
que humillara a la víbora del mal!
Tus brazos dan la sed de lo infinito,
con sus castas hespérides de luz,
cual dos blancos caminos redentores,
dos arranques murientes de una cruz.
Y están plasmados en la sangre invicta
de mi imposible azul! Tus pies son dos heráldicas alondras
que eternamente llegan de mi ayer!
Linda Regial Tus pies son las dos lágrimas
que al bajar del Espíritu ahogué,
un Domingo de Ramos que entré al Mundo,
ya lejos para siempre de Belén!

Señor! Estabas tras los cristales
humano y triste de atardecer;
y cuál lloraba tus funerales
esa mujer!
Sus ojos eran el jueves santo,
dos negros granos de amarga luz!
Con duras gotas de sangre y llanto
clavó tu cruz!
Impía! Desde que tú partiste,
Señor, no ha ido nunca al Jordán,
en rojas aguas su piel desviste,
y al vil judío le vende pan!